the nevada independent logo
Nuevos ciudadanos durante su ceremonia de naturalización en Las Vegas City Hall. Jueves 29 de junio del 2017. (Foto: Jeff Scheid/The Nevada Independent)

Los planes para crear en Las Vegas un centro de atención a inmigrantes y refugiados que les permita integrarse mejor al sistema estadounidense ahora serán una realidad luego de la aprobación de una propuesta que este viernes fue firmada como ley por el gobernador.  

El primer mandatario de Nevada Steve Sisolak firmó el proyecto SB538, un concepto que impulsó a principios de este año durante su Informe de Gobierno, y que contiene los detalles para establecer la Oficina del Gobernador para Nuevos Estadounidenses (ONA, por sus siglas en inglés).

"El éxito de nuestro estado tiene sus raíces en nuestro compromiso constante de dar la bienvenida e integrar a la familia de Nevada a los inmigrantes nuevos, quienes aspiran serlo, y lo que nos visitan," dijo Sisolak el viernes en una ceremonia en la nueva Biblioteca East Las Vegas. "La Oficina para los Nuevos Estadounidenses (ONA) los ayudará a participar de manera integral en la vida cívica y económica empoderando el espíritu emprendedor de nuestras comunidades inmigrantes”.

El nuevo centro, que atenderá al público independientemente de su estatus migratorio, trabajará junto con agencias sin fines de lucro para que los inmigrantes se familiaricen mejor con leyes y regulaciones locales y federales, promoverá asesoría para obtener licencias profesionales y fomentará la capacitación para su desarrollo en la fuerza laboral.

La ONA, que está incluida en el presupuesto de Sisolak con unos $400,000 dólares para los próximos dos años, también creará recursos en línea para facilitar el proceso de obtención de licencias profesionales y ocupacionales.

Hogares liderados por inmigrantes en Nevada pagaron cerca de $3 billones de dólares en impuestos federales y $900 millones en impuestos estatales y locales. Residentes de Nevada y hogares encabezados por inmigrantes tienen un poder adquisitivo combinado de $13.1 mil millones.

A lo largo de su proceso legislativo, el proyecto enfrentó oposición por considerar que no debería ayudar a quienes llegaron a los Estados Unidos de manera ilegal, era innecesario y costoso, y que los fondos se deberían destinar a la educación, atención a veteranos y atender primero a los ciudadanos estadounidenses.

Pero defensores de la propuesta argumentaron que no todos los inmigrantes cuentan con recursos para obtener ayuda, el proceso de ajuste migratorio es complicado y variable, y proveerá servicios para que los inmigrantes eleven su calidad de vida.

Quienes apoyaron la propuesta de Sisolak también indicaron que la oficina brindará herramientas para prevenir el fraude migratorio, ayudará a los inmigrantes a incrementar su potencial y promoverá su herencia cultural.

Francisco Morales, director de relaciones públicas y asuntos comunitarios para la oficina de Sisolak, señaló durante una audiencia a mediados de mayo que la iniciativa de ley era una cuestión ética, moral y de responsabilidad.

“Si alguien viene a esta oficina y pide una guía de recursos, no vamos a ser oficiales de inmigración y decir ‘enséñeme su pasaporte antes de que reciba cualquier tipo de recurso”, dijo Morales.

 

IndyFest 2020
Sat., Oct. 3rdLearn more
Comment Policy (updated 10/4/19): Please keep your comments civil. We reserve the right to delete comments or ban users who engage in personal attacks, use an excess of profanity, make verifiably false statements or are otherwise nasty.
correct us
ideas & story tips